Agencia Reforma

Un grupo de ciudadanos y académicos entregaron en Palacio Nacional más de 44 mil firmas de mexicanos que solicitan al presidente Peña que no proponga ni a un amigo ni a un priista para ocupar un puesto en la Suprema Corte de Justicia de la Nación.

Las firmas fueron recabadas a través de la campaña “Por una corte #sinCuotasniCuates” activada en la plataforma change.org y buscan que en las dos ternas que Peña Nieto enviará al Senado no aparezca el senador priista con licencia y exsecretario jurídico del Comité Ejecutivo Nacional del PRI, Raúl Cervantes, ni ninguna otra persona relacionada con algún partido.

“Venimos a pedir al presidente que respete la autonomía de la Corte, en una situación como la que atraviesa México lo que menos necesitamos es una justicia imparcial”, dijo Catalina Pérez Correa, profesora del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE).

El grupo de ciudadanos, entre quienes estaban el también profesor del CIDE Jorge Javier Romero y el exdiputado del PRD Fernando Belaunzarán, se reunió en la explanada del Palacio de Bellas Artes y, encabezados por una joven vendada de los ojos, con balanza y espada, caminó hacia Palacio Nacional cargando dos cajas con las firmas impresas.

“Nuestro sistema constitucional requiere de una Corte plural, integrada por profesionales del derecho. Debe ser constituida por individuos prestigiados, que aporten a la legitimidad constitucional, que juzguen a problemas que se les plantean de forma imparcial y que estén lejos de contaminar a la Corte con conflictos de interés”, indican en la petición.

Los ciudadanos cruzaron la Feria del Libro del Zócalo y, antes de acudir a Palacio Nacional, fueron a retratarse frente a la Suprema Corte de Justicia.

Ellos dijeron que el más reciente nombramiento de Eduardo Medina Mora como ministro es un grave precedente por lo que ahora se inició la recolección de firmas incluso antes de que el presidente arme las ternas para sustituir a los ministros Olga Sánchez Cordero y Juan Silva Meza.

Hay un rumor de que PRI y PAN acordaron repartirse los lugares, dijo Javier Romero, a pesar de que el panista Santiago Creel, posible candidato, ya ha rechazado la partidización de la Corte y que otros políticos de los dos partidos lo han negado.

“Debemos estar atentos en que se propongan perfiles profesionales que garanticen la imparcialidad”, dijo el académico.

Finalmente las cartas, firmadas también por Denise Dresser, Carlos Elizondo y Jorge Castañeda y miles de ciudadanos y dirigidas a Peña Nieto, fueron recibidas en Palacio Nacional, en el área de Atención Ciudadana, donde se informó que los buscarían para una reunión en tres días y que les darían una respuesta en medio mes a más tardar.

Mientras tanto, los integrantes de change.org informaron que ya habían superado las 45 mil firmas.