Agencias

Austin— El archivo del escritor colombiano Gabriel García Márquez, ganador del Premio Nobel de Literatura en 1982, está disponible desde hoy para ser consultado con fines de investigación en el “Centro Harry Ransom”, de la Universidad de Texas en Austin (UT-Austin), anunció la institución.

El Centro Harry Ransom, de investigación en humanidades adquirió el archivo del fallecido escritor el año pasado por 2.2 millones de dólares y anunció la compra del mismo en noviembre pasado.

“Este archivo fortalece la colección de clase mundial en las humanidades que alberga la Universidad de Texas, y no sólo ofrece oportunidades de investigación a nuestros estudiantes y residentes de Texas, dado que al mismo tiempo atraerá a una comunidad internacional de investigadores a Austin”, dijo en un comunicado el presidente de UT-Austin, Gregory L. Fenves.

El archivo, que estaba contenido en más de 75 cajas, incluye documentos que abarcan más de medio siglo de la vida y obra de García Márquez e incluye manuscritos originales de 10 de sus libros, entre ellos, “Cien Años de Soledad” (1967) y “El Amor en los Tiempos de Cólera” (1985) “Memoria de mis Putas Tristes” (2004).

El archivo incluye también más de mil cartas recibidas por el escritor, entre ellas misivas de Carlos Fuentes y Graham Greene y borradores de su discurso al aceptar el Premio Nobel en 1982.

Entre los documentos adquiridos se incluyen más de 40 álbumes de fotografías documentando todos aspectos de su vida por casi nueve décadas; las máquinas de escribir Smith Corona utilizadas por el escritor y también algunas de las computadoras en las cuales escribió algunos de sus trabajos literarios.

“Con la instauración del archivo de Gabriel García Márquez, Gabo es ahora parte de la historia”, dijo Stephen Ennis, director del Centro Harry Ransom. “Como un personaje de una de sus novelas, García Márquez ha entrado en un lugar sin tiempo, comentó”.

“En algún lugar entre estos papeles, Florentino Ariza aún espera afuera de la casa de su primer amor. En algún lugar, un coronel espera pacientemente por el correo semanal. Un archivo no tiene tiempo, y en los años venideros, los materiales que el Centro Harry Ransom ha coleccionado darán, a quienes son pacientes, revelaciones sobre el arte de Gabriel García Márquez”, aseguró Ennis.

El Centrol Harry Ransom informó que esta complementando el archivo con la adquisición de materiales adicionales “que darán luces” sobre las actividades personales y profesionales de García Márquez.

La institución precisó que recientemente fueron adquiridas 48 cartas escritas por García Márquez y enviadas al escritor colombiano Plinio Apuleyo Mendoza entre 1961 y 1971.

Las cartas revelan algunas opiniones de García Márquez sobre su vida y trabajo, incluyendo las dificultades y logros con la escritura.

Otras adiciones a la colección, incluyen una copia mecanografiada con tinta al carbón de la novela “El Coronel no Tiene Quien le Escriba”, notas escritas a mano en tarjetas personalizadas, cartas mecanografiadas, y una copia de “El General en su Laberinto” con más de una docena de enmendaduras de la mano del autor.

“Los archivos son entes orgánicos que evolucionan y crecen”, dijo Enniss. “Hay implícita una responsabilidad de continuar añadiendo material sucesivamente, que complemente y extienda el archivo. La inauguración del archivo de García Márquez en la Universidad de Texas en Austin no es fin de esta historia, es tan solo el comienzo”, señaló.