Agencia Reforma

Los siete comisionados del Instituto Nacional de Transparencia (INAI), aprovecharon el nuevo estatus de órgano constitucional autónomo para autoasignarse un bono extraordinario “por riesgo” de 208 mil 410.02 pesos netos.

El monto fue confirmado por la oficina de Comunicación Social del instituto.

Este tipo de pagos extraordinarios se dan en el Gobierno federal a funcionarios de mando, civiles y militares, cuyo desempeño ponga en riesgo su seguridad o su salud.

En el caso de las dependencias del Gobierno federal es la Secretaría de la Función Pública la que evalúa la gravedad del riesgo y determina el porcentaje del pago extraordinario.

Pero en el caso de los Poderes Legislativo y Judicial, así como los órganos autónomos, son ellos los que deciden de acuerdo a sus propias normas.

El bono por riesgo se lo autorizaron los consejeros del INAI en la sesión del pleno del pasado 9 de diciembre.

En el acuerdo ACT-PUB-09-12-2015.11 argumentaron que debido a las actividades que llevan a cabo en materia de acceso a la información y protección de datos personales, están propensos a exponerse a riesgos de seguridad en su persona.

Esto, debido a los viajes que realizan, la información que manejan derivado de las resoluciones que emiten y porque su nivel jerárquico es el equivalente a un subsecretario, circunstancias que, establece el acuerdo, crean la necesidad de otorgarles el grado máximo de riesgo.

En la justificación para este pago, detallan que el pago de riesgo para el presidente de la República asciende al 30 por ciento de sus percepciones ordinarias mensuales; los ministros y consejeros de la Judicatura Federal obtienen un 27.7 por ciento y el presidente del Tribunal Electoral el 17.4 por ciento.

En su caso, aplicaron la fórmula de la Función Pública y determinaron que el porcentaje que deberían de asignarse es el 13.32 por ciento de sus percepciones brutas anuales.

Conforme al Presupuesto de Egresos de la Federación las percepciones anuales brutas de los Comisionados –que incluyen sueldos, salarios y prestaciones– ascienden a 3.4 millones de pesos.

Las remuneraciones de los comisionados comprenden, entre otros, un seguro de separación individualizado, seguro colectivo de retiro, gastos médicos mayores, prima vacacional, prima quincenal, aguinaldo y pagos por defunción.