Gustavo Gutiérrez, la Teología de la Liberación y el Papa Francisco

Por M.Margarida Pereira-Müller/Grupo Crónicas Revista

uber-revolucion-transporte-taxi-margarida-pereira-muller_1_2244558

Gustavo Gutiérrez ve en el Papa Francisco a alguien que vive el mensaje fundamental de Jesús: el amor a las personas y la primacía de los más pobres

El sacerdote dominico Gustavo Gutiérrez , considerado el padre de la Teología de la Liberación, concedió una entrevista exclusiva a Adital, la Agencia de Información Frei Tito para América Latina 

(http://www.periodistadigital.com/religion/america/2016/02/06/gustavo-gutierrez-la-gente-ve-en-francisco-iglesia-religion-dios-jesus-papa-latinoamerica-peru.shtml)

para hablar sobre la actualidad y evaluar el pontificado del Papa Francisco. Para él, el Papa está conduciendo la Iglesia en un momento de kairós, palabra griega que significa “momento cierto, oportuno”.

Gustavo Gutiérrez  ha vivido para hacer teología que es un acto segundo, que refleja, precisamente, sobre la vida de los cristianos, a la luz del mensaje evangélico. Y ve la Teología como una comprensión de la esperanza, una hermenéutica de la esperanza.

Los cristianos tienen que estar atentos a la historia, ver la realidad para no elucubrar. En primero lugar hay que discernir los hechos, después juzgar, y entonces sí, actuar. “Juzgar es leer los hechos, a partir de las exigencias del Evangelio”.¿Qué podemos hacer? Cada persona hace lo que puede, cada una tiene una capacidad diferente

Para Gustavo Gutiérrez, el Papa Francisco trajo de nuevo el frescor del Evangelio, la alegría del Evangelio. “El Papa Francisco creó un clima muy diferente, que además tiene un apoyo inmenso de personas que no son cristianas, y que ven en este hombre a alguien que habla a Abraham, que es prójimo, y tiene el sentido profundamente evangélico.

El mensaje fundamental de Jesús es el amor a las personas y la primacía de los más pobres. Y el Papa Francisco intenta centrar la iglesia adonde todo es empezado: en los pobres, los que están a la margen de la sociedad, los incomprendidos. Y en los migrantes. Es difícil de comprender como es posible estarnos en un siglo con tantos recursos y que tantas personas necesitan salir corriendo de su país, sino los matan. “El clima que estamos viviendo es algo como volver al principio. Hablando teológicamente y bíblicamente, es también lo que llamamos kairós, que quiere decir momento oportuno”.

Es necesario respetar la diversidad cultural, las historias, reconocer los derechos de todos. Y no se pueden olvidar los pobres. Por todo el mundo los ricos son cada vez más poderosos y los pobres cada vez más pobres. Hay que trabajar para cambiar esta situación y dar vida a los pobres.

M.Margarida Pereira-Müller

Queluz,Portugal el 8 de febrero de 2016